Elefante

En su regreso, Enric Juliana nos cuenta la fascinación que despierta en el PSOE el libro de George Lakoff No pienses en un elefante. Se habla del poder de la metáfora para crear agenda y realidad. Polí­tica es relato, acaban de descubrir. Lenin lo dijo hace casi un siglo.

En cambio, el agitador, al hablar de esta misma cuestión, tomará un ejemplo, el más conocido y más destacado de su auditorio -pongamos por caso, el de una familia de parados muerta de inanición, el aumento de la miseria, etc.- y, aprovechando este hecho conocido de todos y cada uno, dirigirá todos sus esfuerzos a inculcar a las “masas” una sola idea: la idea de lo absurdo de la contradicción entre el incremento de la riqueza y el aumento de la miseria; tratará de despertar en la masa el descontento y la indignación contra esta flagrante injusticia, dejando al propagandista la explicación completa de esta contradicción. Por eso, el propagandista procede, principalmente, por medio de la palabra impresa, mientras que el agitador actúa de viva voz.

Deje un comentario