Como si el dinero fuera infinito

Leo en El País:

Maria Luisa Cava de Llano, anterior defensora del Pueblo, formalizó el pasado 31 de julio la solicitud ante la Mesa del Congreso. Este órgano tendrá que limitarse a tramitarla para que se pague a cargo del presupuesto del Defensor del pueblo. Hasta hace dos meses también cobró esa indemnización Enrique Múgica, su predecesor en el cargo.

La exdefensora cobrará sin trabajar el 80% de 116.000 euros anuales, el sueldo aproximado que tenía cuando ocupaba el cargo. Es decir, cobrará unos 92.000 euros anuales durante dos años.

Leí en El País:

“Es un clamor en la calle y les advierto de que no voy a mirar a nadie, absolutamente a nadie, porque el que esté libre de pecado que arroje la primera piedra”. De esta manera se lanzó la Defensora del Pueblo, María Luisa Cava de Llano, a hablar del despilfarro. Y lo hizo en el Congreso, durante su intervención para exponer la memoria de esta institución. Tras los cruces de acusaciones políticas sobre el despilfarro, la deuda y la existencia de facturas impagadas, Cava de Llano sorprendió con su anuncio, formulado ante el Ministerio de Justicia, para que estudie “con toda seriedad y rigor” la inclusión del despilfarro público como delito en el Código Penal.

La Defensora del Pueblo quiso hacer hincapié en la procedencia de ese dinero que gastan las administraciones públicas que salen de “los impuestos que gravan la renta o el consumo de millones de personas”. Y fue especialmente dura al hablar de las facturas que se acumulan en los cajones, “facturas que se cuentan por centenares, generadas alegremente, como si el dinero que con tanto esfuerzo cuesta ganar a los trabajadores o a los empresarios o a los autónomos fuera infinito”. “Facturas y deudas que habrán de pagar las futuras generaciones”, sostuvo.

Olé.

Deje un comentario