A punto de hacerme del Tea Party

Si los impuestos no sirven para pagar a los médicos, a los profesores, a los científicos, a los barrenderos, a los cineastas o a los que encienden las calles; si no se destinan a hacer carreteras, a trenes o a autobuses. Ni tampoco son para medicinas, universidades, investigaciones u obras de teatro. Ni para becas o pensiones. Y no hay alternativa posible.

Si los impuestos solo se destinan a cubrir el saqueo de los consejos de administración de bancos y cajas o las apuestas de  concesionarias de autopistas y hospitales y solo sirven para pagar a los carromeros o a la policía para que disuelva protestas o eche la gente de su casas. Si, además, esa gente se tiene que buscar la vida, lo mismo que la que tiene alguna enfermedad grave o rara o la que sufre alguna discapacidad o la que se queda en paro . Y todo eso porque nos obliga una confusa alianza internacional.

Si el estado solo es un gestor que divide los impuestos en tres, uno para mí, otro para la empresa que me ha dado un sobre y lo que quede para los servicios, a través de la concesionaria del sobre, a la que garantizo la rentabilidad, prefiero hacerme del Tea Party y que no haya estado. Que se disuelvan las Cortes.

Yo lo digo en broma, pero la gente que vota a Grillo o a Le Pen, no. Y sospecho que su razonamiento es similar.

PD: Conviene leer este reportaje sobre la policía argentina, donde se lee: “Al Estado le viene bien que estos cuerpos se autofinancien. Pero una fuerza que se autofinancia también se autogobierna”. Y pensar que, de momento, no hay sobres para evitarse multas o para saltarse la cola del médico. De momento, va por enchufe, pero ese contacto tiene un valor. Solo hace falta alguien con espíritu emprendedor.

1 comentario sobre “A punto de hacerme del Tea Party”

  1. JL dijo:

    Terminarías siendo un destacable miembro de la organización. Ya sabes que “arrepentidos, los quiere Dios”. Seguramente te convertirías en un talibán del Tea Party. El que más a la derecha de entre la derecha. Lo digo pq los conversos suelen ser los peores. Jajaja.

    Un abrazo, muchacho. Espero que nos veamos estas Navidades. Ya sabes que los vinos de Nochebuena son un acontecimiento social en el pueblicu.

    JL

Deje un comentario