Archivo de Julio de 2009

Competitividad, ¿con quién?

Miércoles, 29 de Julio de 2009

La CEOE pide hacer reformas estructurales para acabar con el paro y ganar competitividad. ¿Qué competitividad?, más aún ¿con quién?, ¿queremos bajar los sueldos y precarizar más la contratación para competir con la República Checa o queremos que los sueldos, los servicios públicos, las prestaciones públicas y los derechos laborales se asemejen a los de Francia, Bélgica, Holanda o Alemania para competir con ellos? Todo no se puede. Conseguir las cosas cuesta.

Para competir con la UE-15, hay que invertir en educación, en infraestructuras, en servicios públicos, en I+D+i. Hasta ahí­ los tópicos. También hay que reforzar la solidez del mercado de trabajo y acabar con la precariedad, estimular la subida salarial o las ventajas laborales y flexibilizar el trabajo, simplificar la creación de empresas y tener una estructura recaudatoria eficiente que impida el desarrollo de la economí­a sumergida. 

Bajando los sueldos y precarizando la contratación, se lanza el mensaje de que da igual. Da igual que estudies ingenierí­a industrial y que tengas una idea cojonuda par mejorar la eficiencia de los aerogeneradores, vas a acabar en la cadena de la planta de automóviles que tantas ayudas nos ha costado que no cerrara para irse a Hungrí­a, igual que el resto que ni se ha quemado las pestañas estudiando ni tiene ideas cojonudas.

Hay que lanzar el mensaje que merece la pena no conformarse. Si la empresa de automóviles quiere cerrar, perfecto. Que devuelva las ayudas y se instala un centro de investigación sobre el automóvil para desarrolar hí­bridos. ¡Vaya tonterí­a!, quizá, pero no más que un teléfono sin hilos para hablar desde cualquier parte.

PD: ¿Qué quiere decir reformas estructurales? Reformas estructurales pueden ser la toma del poder por parte de los soviets, la nacionalización de la propiedad privada y la aplicación de un plan económico quinquenal. ¿Se refiere la Ceoe a esto?

Por si algún veraneante liberal le habla de la flexiseguridad danesa

Martes, 28 de Julio de 2009

Cuando le hablen de la legislación laboral danesa y le digan que su paro es del 4%, puede responder con esta información de agencias publicada por el diario cincodí­as el pasado 14 de octubre, un dí­a después de que mi amigo Gonzalo cumpliera 34 años:

El salario medio anual en España es un 34% más bajo que en el resto de la Unión Europea, según el estudio publicado ayer por Adecco y el IESE, que hace referencia a datos de 2006. Este informe señala que el salario medio anual bruto en la UE alcanzó los 32.414 euros, mientras que en España se situó en 21.402 euros. Además, apunta que en paí­ses como Dinamarca, Reino Unido o Alemania la remuneración promedio supera los 40.000 euros, cuando en los paí­ses del Este no llega a 10.000.

Lo peor del estudio es que las cifras subrayan que la diferencia entre España y el resto de la Unión ha ido en aumento. Entre 2002 y 2006 la remuneración promedio en la UE tuvo un incremento real del 3,9%, mientras que en España fue de sólo un 1,3%. De hecho, se convirtió en el único paí­s de la muestra que, estando por debajo de la media, no se aproximó a ella. En lo que sí­ ha mejorado España respecto al resto de Europa es en la brecha salarial entre hombres y mujeres. La media europea sitúa el salario de los hombres un 15% superior a los de las mujeres, mientras en España, la diferencia es del 13%. El estudio advierte que España ha pasado de crear el 90% del empleo generado en la UE, a sólo un 3% ahora.

Despedir en España es fácil y barato, muy barato. Resulta más barato pagar 33 dí­as por año trabajado a alguien que cobra 21.402 que 22 dí­as por año a otro que cobre más de 40.000. Estamos hablando del doble de pasta. ¿Cómo se acorta esta diferencia de salario para que vaya donde uno vaya este (fuese donde uno fuese estaba) lleno de españoles? El crédito.

Si quiere seguir la conversación, observe un dato de la información:

España ha pasado de crear el 90% del empleo generado en la UE

Es decir, que además de la burbuja de la construcción, ha habido una burbuja laboral que se está desinflando.

Y una cosa más que nos da esta información del economista de hace unos meses:

La economí­a sumergida en España supone un 23% del PIB: son 208.000 millones de euros

PD: La pasada Semana Santa, fui con mi hijo a una peluquerí­a del Puerto de Santamarí­a, donde mi abuelo pasa el invierno con mi tí­a. Un tipo se levantó y dijo: esto del paro está haciendo mucho daño. Ahora, entregas un presupuesto y te salen dos o tres parados que hacen por la mitad.

Prensa de Madrid

Martes, 28 de Julio de 2009

El diario 20 minutos suele publicar este mapa periodí­stico:

diarios

Que pueden ver más grande aquí­.

Donde se ve que la prensa de Madrid es, básicamente, de Madrid, cosa que cabrea bastante a la prensa de Madrid.

Gramsci inventó el bikini

Martes, 28 de Julio de 2009

Se debate en La Razón sobre los modos de vestir veraniegos y Arturo Fernández hace esta decisiva aportación.
chatin

Esto no es periodismo

Domingo, 26 de Julio de 2009

Javier del Pino entrevista a David Simon, guionista de The Wire y ex reportero de sucesos de Baltimore que dice estas cosas tan interesantes:

En realidad, David Simon de lo que quiere hablar es de periodismo. Acaba de ir a Washington para comparecer ante unas sesiones del Comité de Comercio del Senado que analiza el futuro de esta profesión. A un lado está su carrera en el gremio y sus años de reportero en la calle; al otro, la situación actual de la prensa y el periodismo. Cuando él trabajaba en el Baltimore Sun, el periódico tení­a 500 personas en la redacción; dos ediciones en la calle, matutina y vespertina, y hací­a secciones locales para cada barrio de la ciudad. Simon visitó la redacción por última vez hace un par años. “Estaba medio vací­a. Habí­a un montón de mesas que parecí­an no tener dueño, y eso fue antes de la última serie de despidos en el Sun”. Hoy, dos años después, sólo hay 150 personas en la redacción. Los dueños vendieron el periódico a la Times-Mirror Company en 1986 y esa empresa fue absorbida después por el gigante Tribune, que se declaró en bancarrota hace unos meses.

El Sun ha sufrido los mismos males que gran parte de la prensa mundial: reducción del número de lectores, competencia de la prensa gratuita, descenso de los ingresos publicitarios… Cuarenta periodistas han recibido en mayo la notificación de su despido. “No es sólo culpa de la aparición de Internet”, argumenta Simon. “No sé en España, pero en EE UU los dueños de esta industria cometieron el error de asociarse y conglomerarse, y después esta prensa conglomerada se lanzó a la Bolsa para aumentar al máximo sus beneficios. Pero a cambio, Wall Street obligó a las compañí­as editoras a recortar el producto para aumentar el margen, y por recortar no me refiero sólo al número de páginas o a la plantilla, sino que fue también un recorte de sus propias ambiciones periodí­sticas. Les bastaba con que el periódico fuera atractivo o sofisticado, pero no prestaban atención a los contenidos. Yo me fui del Baltimore Sun en la tercera reducción de plantilla, y eso ocurrió en 1995, cuando nadie tení­a Internet en la cabeza”.

Habla del Baltimore Sun con tristeza y un margen de resentimiento. Cree que dentro de unos años el periódico habrá quedado reducido a “un despachito con 10 personas” y se habrá convertido en una edición supuestamente local de uno de los dos o tres grandes periódicos que, según él, podrán sobrevivir a esta crisis del sector.

Igual que hizo ante los senadores, arremete contra una profesión que no cuida al mejor de sus especí­menes: el reportero, que comparte junto al corresponsal la categorí­a periodí­stica de especie en extinción. “Mire: el periodismo es una profesión. Yo mismo no era un buen periodista de investigación los primeros años. Lo único que hací­a era intentar explicar al lector el quién, el qué, el cuándo y el dónde de una noticia, y quizá a veces el cómo. Pero tuve que patearme las calles durante cuatro años para conseguir mis primeras fuentes y, sobre todo, para entender los asuntos a los que me dedicaba y ser así­ capaz de explicar a los lectores el porqué de las noticias. Por qué hay una guerra entre bandas de distribución de droga. Por qué aumenta la violencia en Baltimore y la policí­a no puede hacer nada. Por qué mueren cada vez más policí­as. El porqué es lo que convierte al periodismo en un juego de adultos, y la única manera de explicar el porqué es mediante periodistas absoluta y enteramente comprometidos con la cobertura de un asunto determinado o una institución. Y para tener ese tipo de periodistas en plantilla, los periódicos tienen que pagarles lo suficiente. Por eso no tengo absolutamente ninguna fe en eso que se llama periodismo ciudadano, o lo que hacen la mayorí­a de los bloggers. Lo que hacen ellos es comentar las noticias, y a veces lo hacen de manera original, tanto que a veces lo que escriben puede ser interesante. Pero eso es comentar, y comentar no es hacer periodismo. El periodismo no es un hobby, es una profesión”.

Sus ataques a la blogosfera durante la comparecencia en el Senado le han proporcionado una avalancha de crí­ticas… en la blogosfera. Acusa a los bloggers de dedicarse en la mayorí­a de los casos “a amontonar informaciones que encuentran en otros lugares sin hacer ellos mismos ningún ejercicio de periodismo. Y acuso a los bloggers de escribir mucho sobre corrupciones sin haberse dedicado nunca a conocer por dentro las instituciones que critican”.

Totalmente de acuerdo. Especialmente en el factor empresarial de la crisis del periodismo (no sólo es una crisis de los medios) y en su consideración sobre “eso que se llama periodismo ciudadano”. Este blog, sin ir más lejos, “amontona” textos que encuentro en otros lugares, incluida mi cabeza. Este blog no es periodismo (lo añadiré en la sección sobre JD), aunque esté hecho por un periodista, o ex periodista.

Sólo una objeción. El periodismo no es una profesión porque una profesión requiere unos estudios reglados, una ví­a de entrada, una praxis, una institución que vele por todo lo anterior y que, además, tenga la potestad de expulsar a quien haya incumplido las normas internas. Y tal cosa, desgraciadamente, no se produce en el periodismo. Quizá la poca defensa de nuestro trabajo que hemos hecho los periodistas es una de las causas de la crisis del periodismo y de los medios.

Violaciones colectivas

Martes, 21 de Julio de 2009

En las últimas semanas, hemos visto tres noticias sobre delitos sexuales colectivos:

Siete menores violan a una niña deficiente de 13 años en Huelva

Detenidos seis jóvenes en Baena por violar a una niña de 13 años

La Iglesia católica irlandesa conocí­a el abuso “endémico” de 35.000 niños

La última no provocó ninguna indignación; provocó nada. Nada.

La frontera entre responsabilidad y culpabilidad

Lunes, 20 de Julio de 2009

Las imágenes y los textos del colectivo de enfermeras:

Las enfermeras del Marañón protestaron por su precariedad

Las empleadas de pediatrí­a denunciaron tres veces que peligraba la calidad asistencial

Recuerdan demasiado al de jueces y secretarios judiciales hace meses. También hubo errores y un niño muerto. También, los gremios tiraron por elevación hasta las condiciones laborales.
De nuevo, el problema es la frontera entre responsabilidad y culpabilidad (explicada hace meses por Enric González). La culpabilidad provoca las comparecencias, las prisas, las movilizaciones y, como en el caso de la niña de Huelva, acabará en que no se dirima la responsabilidad.
PD: El abuelo del niño murió en un accidente laboral y la madre, de gripe A. Son dos conceptos limpios, fáciles de redactar y de marco mental claro. No importan las condiciones de seguridad o las visitas a urgencias. No hay culpables. Y, de nuevo, la ausencia de culpables exime a los responsables.

No es lo que parece

Jueves, 16 de Julio de 2009

Si aún escribiera en Metro, habrí­a publicado este artí­culo:

No es lo que parece. Es lo que le dije a mi mujer cuando nos pilló en la cama. Es verdad que estoy desnudo, que esta señora también está sin ropa pero técnicamente nos separan diez centí­metros, con lo que todo lo que estás pensando no es verdad. Traté de usar la defensa Bart Simpson, no he sido, no me has visto, no puedes probarlo, pero no funcionó y aquí­ estoy, escribiendo en un cibercafé con la maleta al lado. El problema es que mi mujer es informática y extremeña; si me hubiera casado con una jueza (o juez) de Valencia no habrí­a tenido tantos problemas. Por ejemplo, cualquiera de los que han pasado por el juzgado de Nules y han devuelto los sumarios de Carlos Fabra al principio de la montaña de casos pendientes para que el tiempo sane las cicatrices. Yo también le dije a mi mujer que el tiempo lo cura todo y que, como le pasa al hijo castellonense de Stevie Wonder y Chiquto de la Calzada, acabarí­amos por reí­rnos de los que ha pasado. Votó en contra.

También me hubiera venido bien el juez que está instruyendo el caso Gí¼rtel en Valencia y que ha decidido que dos personas desnudas en la misma habitación no tienen porqué estar haciendo nada malo, ni aun teniendo una caja de preservativos en la mesita de noche. Son cosas aisladas. Hay unos tipos, Correa, Alvarito o el Bigotes, que han regalado trajes a unos señores que decidí­an las adjudicaciones que siempre ganaban precisamente ellos, los del pastuqui. Pero son dos hechos separados, nos dice el juez, no hay sacar conclusiones precipitadas. Además, ya los están juzgando en Madrid. Nos quedaremos con el espectáculo de los trajes pero sin saber si PP VLC, anotado junto a una cantidad de la pandilla del Pastuqui, quiere decir PP Valencia o Pepe Pérez, Válgame La Candelaria, ni qué era ese regalo desmesurado, tres pueblos desmesurado, que el Bigotes mandó a la mujer de Camps (que no es la Campsa). Nunca (de momento) sabremos la historia completa, ni sus chicanes automovilí­sticas, y nos quedaremos con la anécdota de los trajes. Al contrario de mi mujer, que sólo vio la anécdota. Te voy a dar con la anécdota, me dijo.

PD: Si hay alguien al que le moleste esa visión joseluismoreniana del matrimonio, que copie el texto en un procesador de textos y le dé a reemplazar mujer por marido.

Todo lo habí­a dicho ya Philip K. Dick

Jueves, 9 de Julio de 2009

Hoy leemos:

Hallan la zona del cerebro que genera los falsos recuerdos

Investigadores británicos crean espermatozoides con células madre

Cosas que ya habí­a explicado Philip K. Dick. Huxley, también. Y otros. Pero tengo la sensación de que todo lo que sacan las páginas de ciencia ya lo contó Dick en sus relatos.

PD: ¿Por qué todo el mundo tení­a claro a mediados del siglo pasado que en 2009 iba a haber coches voladores y los móviles o internet no estaban claros?

PD2: La primera es de ABC, la segunda, de La Vanguardia. La elección es casual aunque buscando me he dado cuenta de que ABC no se acaba de creer el ocaso de dios o del macho.

Usos y costumbres del periodismo español: la metonimia a calzador (ZP enfada a los que contenta y viceversa)

Martes, 7 de Julio de 2009

Hace algunos dí­as leí­amos en El Mundo el siguiente editorial:

ZP

Si lo quieren leer, pinchen aquí­ pero nos interesa el tí­tulo: enfada a todas.

Algunas páginas después, el diario nos ofrecí­a un resumen de las posturas de las diferentes autonomí­as donde léiamos:

baleares
agudo

valencia

“Satisfecha”, “positiva” y “bien” pero enfadados, aunque ellos no lo sepan. Ya piensa El Mundo por ellos. El caso es el que titular del editorial se lea en la radio y aparezca en los resúmenes de prensa y sea citado varias veces esa mañana.


Cerrar
Enviar por Correo