Archivo de mayo de 2008

Poligamia

viernes, 23 de mayo de 2008

El extrañamiento es uno de los recursos literarios más utilizados. Es situar lo extraño en lo cotidiano o lo cotidiano en lo extraño; es el recurso que emplea Mendoza situando a Gurb en la Barcelona preolí­mpica o Rowling hablando de ministerios y funcionarios en el mundo de los magos. La semana pasada, tuvimos un caso de extrañamiento protagonizado por la vicepresidenta Marí­a Teresa Fernández de la Vega en Ní­ger y la cotidianeidad nigerina se vio sacudida por lo extraño español. Sin embargo, todo el mundo, comenzando por la vicepresidenta, pensó que estaba en una novela naturalista con dos realidades comparables.  

Hace años, Alain Finkielkraut publicó un libro titulado La derrota del pensamiento, en el que criticaba el relativismo cultural que habí­a llevado a la cultura occidental a fascinarse por el resto renunciando a cuestionar nada. La reacción a este movimiento ha recuperado el extremo contrario, la defensa mí­stica de la identidad que hay por doquier. Estarí­a bien volver al punto que proponí­a Finkielkraut. No es una cuestión de diversidad de vestidos, costumbres o bailes, sino, simplemente, tener claro que existe una evolución en la humanidad: de la horda a la tribu y de ésta a la ciudad donde sus miembros van profundizando en sus derechos individuales, lo que va de esclavos a ciudadanos. No se puede aceptar que la horda sea superior ni igual a la ciudad ni el vasallo al ciudadano. Es una cuesión de quién tiene los derechos: el grupo, el territorio, los hablantes de una lengua, una casta, los creyentes, los poseedores o, como estableció la Ilustración (de ambos lados del Atlántico), cada persona individualmente.   

El horror de la vicepresidenta ante la poligamia es ridí­culo (y otro fallo de protocolo) pero, como siempre, el bloque de la derecha se pasó de frenada. Los tertulianos que le quisieron dar la vuelta a la foto y decir que el nigerino estarí­a horrorizado si supiera que en España el matrimonio es un derecho entre dos, sin tener en cuenta el género, volvieron al relativismo cultural criticado por Finkielkraut. No están en el mismo lugar una ley que reconoce los derechos individuales que otra que no; no es una cuestión de diversidad de costumbres o eurocentrismo, sino de derechos individuales. La cuestión es que una parte del bloque de la derecha tampoco cree en los derechos individuales y sí­ en los colectivos: los creyentes, las familias, los hablantes.

El viaje a Ní­ger es un viaje en el espacio y en el tiempo, aunque la presencia de una fábrica de chufas pueda hacermos creer que estamos en el mundo de hoy. Se llama extrañamiento.

PD: Tras conocer la existencia de la poligamí­a, la vicepresidenta se mostró horrorizada. Lo que horroriza es que desconozca el contexto socio-económico. El 15 de mayo, dí­as después, Carmen Morán publicaba en El Paí­s la siguiente información:

Los niños de la ‘raza maldita’

El rechazo persigue a miles de mujeres violadas y a sus hijos en la República Democrática del Congo

En la República Democrática del Congo a miles de niños se les llama serpientes; en Ruanda, cucarachas, y en Burundi se les agrupa bajo el apodo de raza maldita. Todos tienen en común un triste origen: son hijos de mujeres violadas, que suman a su desgracia el repudio por haber engendrado estos niños de la guerra y el odio. Los datos oficiales cifran en 43.000 las mujeres que sufrieron violencia sexual en la República Democrática del Congo entre 2004 y 2006, pero reina el silencio: las ví­ctimas pueden ser muchas más. Abandonadas por sus maridos y señaladas por los vecinos, luchan por salir adelante con pequeños trabajos domésticos y agrí­colas mal pagados. Los empleadores tienen la excusa perfecta: el salario que abonan no debe servir para alimentar a una serpiente.

En un contexto así­, de ausencia de derechos individuales y de violencia contra las mujeres, de sistema de tribu, lo normal es buscar la protección.

Cueva

viernes, 23 de mayo de 2008

Y, en medio de la crisis del PP, encontramos esta noticia:

Salen a la superficie los miembros de una secta que esperaban el fin del mundo en una cueva

(Europa Press) Todos los miembros de una secta religiosa que permanecí­an desde el pasado mes de noviembre encerrados en una cueva subterránea cerca de Nikolskoye, en la provincia rusa de Penza, a la espera del fin de mundo, salieron esta mañana a la superficie. Los cadáveres de dos mujeres que habí­an fallecido hací­a cinco meses han sido recuperados.

Según informó este el jefe de distrito, Vladimir Provotorov, citado por la agencia rusa de noticias RIA Novosti, los ermitaños se decidieron a salir en el mismo momento en que los socorristas y los agentes de la Policí­a habí­an empezado a subir a la superficie los cadáveres de dos sectarias fallecidas hace cinco meses dentro de la cueva. “Les propusieron salir y aceptaron”, dijo Provotorov.

Me encanta la última frase: Les propusieron salir y aceptaron.

Leyenda urbana

viernes, 23 de mayo de 2008

El robo de niños es una de las leyendas urbanas más extendidas y duraderas y, como todas, basa su éxito en que, algunas veces, ha sido verdad. La acusación de robar niños ha provocado asaltos a juderí­as, incendios en conventos o, como hace poco en Italia, ataques a campamentos de nómadas; gitanos, habitualemente. El maestro Juliana entrevista a Andrea Ronchi, ministro de Polí­ticas Comunitarias del Gobierno de Italia que, como toda la gente que trata de explicar lo inexplicable, da palos de ciego. En un momento de la entrevista:

El ataque contra un campamento gitano en Nápoles no les ha hecho ningún favor

Mi Gobierno ha condenado estos asaltos. Y deberá castigarse a los culpables. Pero hay que recordar cuál fue el detonante: una gitana intentó robar un bebé de seis meses y tras un dramático forcejeo, su abuelo pudo evitarlo. La gente nos pide más seguridad. La situación en muchos barrios periféricos es insostenible.

Si uno burjulea, hay diarios que dicen que la joven tení­a 16 años y que acabó confesando el robo y otros que sostienen que no hay pruebas y lo califican de supuesto. Como en todas las leyendas urbanas, no hay nombres (o no he sido capaz de encontrarlos); una rumana, un abuelo y un bebé. Ni, claro, continuación. Si confesó, tiene que estar detenida, ¿dónde?, ¿cuándo es el juicio?

PD: Ya se ha dicho. La inflación legislativa sin aumento presupuestario (para jueces, funcionarios de justicia, juzgados, cárceles, funcionarios de prisiones, centros no penitenciarios) es un bolo fecal que acaba produciendo estreñimiento social. Ayer, se aprobó la directiva comunitaria que aumenta el perí­odo de detención preventivo hasta 18 meses. ¿Hay sitio? A ver quién hace el primer campo de internamiento o ¿de concentración? Los gobiernos tienen que buscar un nombre para esas instalaciones. Tienen que buscar en Google la palabra naming.

Determinator

viernes, 23 de mayo de 2008

¿Quién está matando a los determinantes?

reinaldo

diablo

 

Traje de neopreno

jueves, 22 de mayo de 2008

Hay muchas cosas ya dichas. Los partidos polí­ticos son instituciones cuyo fin es conseguir y gestionar el poder polí­tico y, si no lo logran, entran en crisis. Los partidos polí­ticos no son depositarios de principios morales o ideas abstractas; para tal cosa, existen las religiones, las sectas, los centros de pensamientos o las tertulias. El PP entró hace cuatro años en una dinámica que le impedí­a el acceso al poder; no a todo el poder, claro, pero sí­ al Gobierno central y a una serie de comunidades y ayuntamientos. El PP estaba aplicando modelos norteamericanos que sirven para un sistema bipartidista y, aunque los resultados no han sido malos (ni los de la apuesta bipartidista ni los particulares), revelan lo esperado: la imposibilidad de acceso al poder. El cambio obligado necesitaba un lí­der fuerte, sólido, carismático y ungido/uncido por algún tipo de elección interna o sobrenatural para evitar el cisma. Rajoy no tiene ninguna de esas caracterí­sticas, por lo que el cisma era inevitable. Y ya está aquí­.

A un lado están, básicamente, los que tienen el poder, o lo quieren, y, por tanto, saben que un partido polí­tico tiene que ser adaptable dentro de la esfera de pensamiento e intereses que defiende. Al otro, están, básicamente, los que no tienen el poder ni, en muchos casos, lo quieren. Es el engranaje que se formó en la anterior legislatura: jueces, asociaciones, fundaciones, Conferencia Episcopal, medios, periodistas, opinadores, cargos poco relevantes… Gente que ha hecho mucho dinero organizando manifestaciones, fundando asociaciones, yendo a tertulias o publicando libros.  José Marí­a Ridao decí­a hace un mes que “al mismo tiempo que Rajoy pierde el apoyo de algunos medios, esos medios están perdiendo al dirigente que redimí­a su sensacionalismo, su condición de prensa amarilla, por la ví­a de introducir sus delirios en la agenda polí­tica y en las instituciones del Estado”. No sólo los medios, también asociaciones como las nacidas del espí­ritu de Ermua o la actual Conferencia Episcopal. Esperanza Aguirre, a pesar de lo que se piensa, está en el medio. Los primeros le dieron un portazo pero echarse lascivamente en manos de los segundos es una locura, aunque esté Aznar.  

Queda por saber el final del cisma. En la antiguedad, se resolví­an de la siguiente manera: tras el concilio, la opción ganadora declaraba hereje a la contraria y comenzaban las persecuciones. A la opción perdedora le quedaba buscar alguna protección entre los enemigos de la opción ganadora. En esa ocasión, al grupo ganador no le conviene la lucha ni la persecución, sino cortocircuitar a los herejes. El primer grupo logrará consolidar su poder y ofrecerá un pacto al segundo. Queda saber si lo aceptará. Si hay alguna perspectiva de encontrar no sólo un hueco electoral, sino dinero, el segundo grupo no lo aceptará y se formará algo parecido a Unión Española o, imitando a Berlusconi, ¡Viva España! o, imitando también a Berlusconi, Foro de la Libertad. 

El problema de Rajoy es que, con San Gil, la discusión ya no es de ideas ni de personas, es de sentimientos; Ortega Lara se ha dado de baja y ayer la madre de Gregorio Ordónez hizo pública una carta. A todos, el propio PP ha blindado o santificado; les ha puesto un traje de neopreno. El problema de Rajoy es que, con San Gil, la discusión ya no es de ideas ni de personas, es de sentimientos y, en polí­tica, los sentimientos sólo producen sangre y mierda.  

PD: ¿Se puede posar en una exposición sobre ví­ctimas del terrorismo? ¿Es la poshmodernidad? Es un traje de neopreno.

san gil 

Italia II

jueves, 22 de mayo de 2008

Hay un problema de conceptos. La prensa informa hoy, de diversas formas, que el gobierno de Berlusconi aprueba que la inmigración ilegal sea delito. No lo entiendo. Si era ilegal, entiendo que ya era delito; no puede ser ilegal y legal. La cuestión es si, en la inmigración ilegal, el culpable es el traficante o el traficado. Si en la prostitución ilegal, el culpable es el proxeneta o también la prostituta; si en el trafico de sustancias ilegales, el culpable es el traficante o también el yonqui; si en la práctica de abortos ilegales, el culpable es el médico o también la mujer.

La cuestión es si se persigue los delitos, el capital o las personas. La cuestión es si las personas tienen derechos.

PD (demagógica): Y la cuestión, también, es si el asesor fiscal que lleva los negocios del traficante de personas, el traficante de sustancias ilegales, el proxeneta o el médico también es culpable.   

Italia

jueves, 22 de mayo de 2008

El maestro Juliana dice que Italia no va al fascismo. Cierto; el mundo actual, posmoderno, lí­quido y minicí­clico no aceptarí­a una idea tan fuerte como el fascismo. Lleva mucho tiempo y trabajo crear una sociedad nueva para que, después, dure entre 28 dí­as y nueve meses, que son los ciclos actuales. Italia, lenta y segura, se dirige al populismo. Y el modelo de populismo europeo, o casi europeo, es Rusia. Miguel Mora publica esta información en El Paí­s.

Italia aprueba el decreto que convierte la inmigración ilegal en delito

El Gobierno de Berlusconi declara zonas militares los vertederos de Nápoles 

Primer consejo de ministros del tercer Gobierno de Silvio Berlusconi. En las calles de Nápoles, unos 800 manifestantes gritan: “Ni racismo ni intolerancia, igualdad”. Suena a canto del cisne. El Gabinete aprueba el paquete de seguridad Maroni: la inmigración ilegal será considerada un delito. Además, los sin papeles que cometan un delito verán su pena agravada en un tercio; los alcaldes tendrán poderes para controlar y expulsar a los extranjeros, comunitarios o no; para vivir en el paí­s, éstos deberán demostrar que tienen casa, renta y un seguro médico. Los sin papeles podrán ser retenidos en centros temporales 18 meses en vez de los dos actuales. El Gobierno presenta en el Palacio Real de Nápoles su prometida vuelta de tuerca, un conjunto durí­simo de medidas. En un 80%, se dedican a restringir la entrada, la libre circulación y los derechos de los ciudadanos extranjeros que residen en el paí­s. Se dirí­a que la mayorí­a de las medidas, más que para garantizar la seguridad, han sido diseñadas para expulsar de forma inmediata a rumanos y gitanos.

Es todo papel mojado, salvo el marco: las personas no tienen derechos; las personas con casa, renta y un seguro médico, sí­. Da igual convertir en delito algo si el sistema judicial y el penitenciario no pueden asumir el aumento. ¿Y qué quiere decir ” los alcaldes tendrán poderes para controlar y expulsar a los extranjeros”? Esclavos.

PD: El sistema económico occidental no puede competir con el chino y tal cosa sólo puede llevar a tres futuros:

  • los ciudadanos chinos se rebelan apoyados por Occidente y logran una equiparación de derechos
  • los ciudadanos occidentales acosados por la producción china asumen la pérdida de derechos, comenzando por los no nativos, para lograr la competitividad
  • un enfrentamento comercial, social o militar

Lobby II

jueves, 22 de mayo de 2008

¿Qué es un Lobby?, me preguntan, ¿cómo actúa?, ¿cómo se ve? Vemos un gran ejemplo en la portada de Expansión. La información es de C. Cuesta t P. González.

Crisis en Hacienda por el acoso ejercido a los asesores fiscales

La Agencia Tributaria traslada a la Fiscalí­a acusaciones contra algunos de los “grandes asesores tributarios” por “cooperación necesaria” en delito fiscal. La situación levanta la polémica en el Ministerio de Solbes

La Agencia Tributaria ha iniciado una de las actuaciones más delicadas de las últimas décadas. En esta ocasión, sus investigaciones no se han centrado sólo en las empresas directamente relacionadas con casos de fraude a gran escala, sino que han ido más allá, y se centran en la imputación por delito fiscal a los asesores tributarios encargados del diseño de determinadas reestructuraciones y operaciones empresariales consideradas ilegales por parte del organismo antifraude.

La actuación cuenta con el respaldo directo de Carlos Cervantes, responsable máximo de la Inspección y, según fuentes internas, se centra en “algunos de los mayores asesores que trabajan en España”. El propio Cervantes, en diversos foros, ha venido advirtiendo de que la Agencia será “muy dura con los asesores que vayan más allá de lo razonable”.

Vamos a centrar la cosa. El organismo antifraude no es nadie para considerar ilegal o no algo. La ley es la ley (Artí­culo 42 de la Ley General Tributaria: se consideran como responsables solidarios las personas o entidades “que sean causantes o colaboren activamente en la realización de una infracción tributaria”, dice la propia noticia). El organismo antifraude, y servidor puede dar fe, te manda una carta en la que se reproducen los párrafos de la ley en la que basan sus resoluciones y donde sólo tienen poder ejecutivo dentro de unos mí­nimos. Lo que dice la noticia es que los grandes asesores fiscales están acojonados porque la inspección están comenzando a no detenerse en los defraudadores, sino que van hasta los que diseñan los fraudes. Y, como tienen contactos, se lo hacen saben a Unidad Editorial que califica de acoso a la actuación de los organismos de control que buscan acabar con el fraude fiscal que es un robo a la Hacienda Pública.

Lobby I

jueves, 22 de mayo de 2008

El Paí­s recige esta información de Amanda Mars sobre la sanidad privada. He buscado infructuosamente la noticia que leí­ hace dos años en La Gaceta de los Negocios donde se detallaban los fichajes de personal de la Consejerí­a de Sanidad de la Comunidad de Madrid por parte de USP-Capio. Con todo, que la conspiración no nos ciegue; el factor más importante es el aumento (a veces real, a veces psicológico) del nivel adquisitivo. 

El hospital privado ya es un producto de masas

La mayor riqueza, las listas de espera y el tirón del turismo sanitario han dado alas al médico de pago – Grandes compañí­as se están consolidando de la mano de fondos de capital riesgo

AMANDA MARS
 
EL PAíS  -  Sociedad – 22-05-2008
Somos más, vivimos más tiempo y estamos cada vez más preocupados por la salud. Somos un negocio de miles de millones de euros anuales. Por eso la sanidad privada ha dado un giro radical en España en los últimos años. Las clí­nicas independientes, propiedad de familias y de grupos de médicos, son hoy una minorí­a. Han nacido grandes grupos hospitalarios que tienen el acelerador a tope al abrigo de los seguros médicos privados. Casi diez millones de personas ya tienen algún tipo de póliza de salud en España. El crecimiento demográfico, la inmigración, la mejora de las rentas y la transformación de la sanidad en producto de consumo han dado alas a un sector rentable, refugio atractivo incluso para fondos de capital riesgo. “Si pones en una coctelera un incremento de la población de 39 a 46 millones de habitantes, un Estado que no puede hacer frente a toda esa demanda, un acelerón en las nuevas tecnologí­as médicas y un mayor nivel de exigencia del ciudadano, sale el crecimiento espectacular del sector sanitario”. Lo reflexiona Gabriel Masfurroll, el presidente de USP Hospitales, propietario de 35 centros en España, como el Instituto Universitario Dexeus de Barcelona o el hospital San Camilo de Madrid.

(más…)

PAUers

miércoles, 21 de mayo de 2008

Hace un par de dí­as, fui a ver a un amigo que acaba de tener un hijo. Vive en un barrio parecido al mí­o, un PAU. Un PAU es un Plan de Actuación Urbana y, por extensión, es cualquiera de las zonas nuevas que le han crecido a las ciudades en estos últimos años de nacional-ladrillismo o marxismo-ladrillismo, según sea el gobierno municipal. Un PAU es limpio, tranquilo y moderno o aburrido, solitario y aséptico, dependiendo si eres un vecino paseando a su hijo o un visitante que ya ha pasado quince veces por la misma rotonda.

Mi amigo me indicó que viví­a en la calle Ebro esquina Turia. Una zona conflictiva, le dije, pero no pilló mi chiste y me aclaró que su piso tení­a en los bajos un banco, una peluquerí­a y una pizzerí­a. Anda, respondí­, como mi casa. También habí­a un videoclub y una inmobiliarí­a pero han cerrado, me explicó. Después de detenerme en tres bloques con banco, peluquerí­a y pizzerí­a, encontré el que tení­a la inmobiliaria y el videoclub cesantes. Era un edificio de ladrillo visto y oscurecido, como el mí­o, con ventanas con miradores negros, idénticas a las mí­as, y un jardí­n descuidado con dos columpios y una pequeña piscina. Igual que mi casa. El ascensor también era de la misma marca y, antes de entrar, revisé los buzones para comprobar que no estaba en mi propia casa. Algunos nombres me sonaban.

Subí­ a casa de mi amigo y estuve un rato con ellos. Al bajar, me confundí­ y marqué mi piso. Cuando se abrieron las puertas, apareció una mujer con una bolsa de basura. Me la dio y creo que dijo: no tardes. Después de depositarla en la isleta ecológica, dudé pero, al final, decidí­ volver y pulsar el telefonillo. Cuando la mujer preguntó quién era, rápidamente respondí­: soy yo. En el portal, un vecino me preguntó por el alicatado del baño y le respondí­ que muy bien y que le mandarí­a los datos de la empresa. Creo que voy a poner a la venta mi antigua casa pero deberí­a acordarme de dónde está. De todas formas, es un mal momento. (Publicado el 13 de mayo)